El Camino del Erizo

Aventuras y desventuras de un Erizo dormilón… y friki!

Archive for diciembre 2013

Un Nuevo Año

leave a comment »

Camino al Nuevo Año

Camino al Nuevo Año

Llevo todo el día pensando en qué debería resaltar del Año 2013, pero no ha sido hasta ahora que he decidido ponerme. La razón es simple, si bien importante: me faltaba por exprimir algunas gotas de experiencia de este año antes de poder comenzar con el próximo.

Si hay algo que pueda recalcar, de hecho, de este año que se va es que ha sido un año lleno de enseñanzas. Un año de crecimiento.

Este año he aprendido que, si bien es importante esperar y aprovechar las grandes oportunidades que te trae la vida, no por ello tenemos que sacrificar las más pequeñas; las que día a día se presentan en tu camino, y te sacan una sonrisa. Y es que tan solo una pequeña sonrisa diaria te acerca más a la felicidad que todo un camino bien definido, seguro, bien planificado… Y que si unas tienen que anteponerse a las otras, es que algo de tu plan no está bien definido.

Este año he aprendido que la confianza y la seguridad en uno mismo se basa en ser sincero con uno mismo, y en ser consecuente. Plantearte por un lado qué es lo que te hace crecer en la vida, qué es lo que realmente te mueve por dentro, qué es lo que va a hacer que te levantes con energía por las mañanas… y decidir perseguirlo, obtenerlo, luchar por ello. En estas dos pequeñas perlas es en las que se halla el secreto de que los días por los que pasas sean llenos, interesantes… que no pasen sencillamente de largo, que merezcan la pena.

Este año he aprendido que tomamos decisiones todos los días, a todas horas. Cada segundo tenemos la oportunidad de seguir haciendo lo que hacemos, de seguir siendo lo que somos. Y también, cada segundo tenemos la oportunidad de ser mejores. Estas decisiones dan forma a nuestra vida, y si bien a veces no es fácil seguir luchando día a día, es aún más complicado decidir romper con tu rutina, por dura que sea, por hacer algo que crees que debes hacer. La inercia es peligrosa.

De hecho, este año he aprendido que cada una de estas decisiones tiene consecuencias. Cometemos errores, arriesgamos nuestro tiempo, nuestros sentimientos o nuestra energía. Pero a cambio, obtenemos experiencias. Cada segundo de este año me ha llenado de multitud de sensaciones y de sentimientos, buenos y no tan buenos. Es lo que hacemos con esos estímulos lo que da forma a nuestra vida y nos lleva a lo que queremos hacer, a lo que queremos ser.

No es fácil vivir conforme a tus propias expectativas. Pero si no lo intentas, llegará el momento en que ya no puedas decidir si hacerlo o no. Y siempre te preguntarás qué hubiera ocurrido si lo hubieras intentado.

Este año he aprendido que, lo mejor que puedo hacer, es no ser tan duro con esas expectativas, no estar tan concentrado en los resultados, y disfrutar mucho más del camino.

Este año he aprendido que, si bien todo lo que os acabo de contar ya lo sabía, ahora conozco formas de hacerlo realidad… día a día, minuto a minuto, segundo a segundo.

Y la razón de que haya descubierto esto no es otra que habert tenido la oportunidad de estar acompañado por todos vosotros. Tanto aquellos que estáis cerca como los que no lo estáis tanto, sois el resorte que conseguido que este año 2013 haya sido un camino divertido, rico y hermoso. Son las experiencias que he compartido con vosotros los que hacen que levantarse una mañana más merezca la pena, las que me acompañarán en el 2014 y en todos los años que vengan después: cada risa y cada lágrima, cada abrazo y cada beso, cada cruce de miradas, cada sorpresa y cada segundo que hemos compartido.

Por todo ello, gracias.

2013 ha sido un año de crecimiento, y 2014 se presenta como un año de cambio. Pero lo más importante es que será un nuevo año para seguir caminando con vosotros.

Vamos a ello 🙂

 

Written by Erizo

31/12/2013 at 21:14

Publicado en Reflexiones